Moxas

Acerca de las Moxas. Justificación de uso

 

La artemisa planta amarga, de carácter salado, la utilizan en medicina china desde antes del 2º milenio. Solo la artemisa, pese a otras plantas amargas es capaz de traspasar las barreras defensivas cutáneas sin alterar las propiedades del sistema retículo-endotelial, en base defensas.

De tal suerte que la vibración infrarroja que se desprende al quemar la artemisa, pasa estas barreras y la del tejido celular subcutáneo, sin influir en la circulación linfática. Si la circulación linfática quedara afectada con dicho calor el efecto electromagnético, base de los principios holísticos no se produciría y las cualidades terapéuticas no pasarían de ser mera aplicación de calor – rubefacción zonal.

Por tanto, la moxa es términos comparativos con la tecnología actual, un láser, con una cualidad vibracional única, por sus características infrarrojas, al provenir de una planta o producto concreto.

Su uso se adapta a las circunstancias, ya sean zonal (más tiempo de un minuto de aplicación y con diferentes artilugios que mantiene la moxa en el sitio: cajas con rejilla metálica, vástagos que encierran la moxa en su interior o en forma de conos "clavados" en el mango de la aguja, mientras esta colocada en punto acupuntural. Cuándo se quiere activar la energía local, el cono puede ir encima de una rodaja de ajo y esta sobre la piel directa. La quemadura es inevitable y el estimulo fuerte. Y por ultimo la moxa se puede usar a distancia de la piel 2-3 cm siguiendo cursos de meridiano o en puntos concretos. O bien aplicándolos en la piel directamente, bien en un punto o siguiendo el trayecto del meridiano. Estos últimos no son nada recomendables, pues el efecto terapéutico no es proporcional al daño producido y a a la quemadura infligida que durara años la cicatriz. En china su uso todavía se practica en zonas rurales.

Pero la manera más sencilla y útil es a 2 cm de la piel, tres como máximo; pero no menos, en un punto elegido, pragmáticamente y que debería proporcionar unos efectos concretos. De este modo la reacción electromagnética es proporcional a los cambios que se desean producir. A cada reacción de esta cualidad física, se produce una reacción en los procesos químicos, semejantes a los que, al revés, se produce en la actividad de los cristales de Ácido Acetil Salicílico (aspirina) cuando se disuelven en los tejidos. Y reacciona en infinidad de circunstancias químicas de modo parecido.

RESUMEN:

 

  1. Producto base: ARTEMISA ( Artemisia Vulgaris).
  2. Presentación: puro, conos. Planta suelta
  3. Uso: para dar calor de modo selectivo a zonas concretas.
  4. Contradicciones: quemaduras siinapropiadamente se toca la piel. No aplicar en conjuntiva (ojos).



Claudio González Grueso