Resumen del concepto NAT MAQUINA

EL CONCEPTO TOROIDAL DE LA ENERGIA TRADUCIDO EN FRECUENCIAS HERZIANAS PARA EL TRATAMIENTO EN EL AMBITO HOLISTICO

RESUMEN DEL CONCEPTO NAT MAQUINA

Los medios técnicos actuales unido a los conceptos de la física sobre energía, ha ido mostrando un camino que para mi, ya desde los 90, estuve desarrollando.

Estos comienzos, partiendo del comportamiento de los meridianos de la Acupuntura China, y sobre los puntos (pozo) que los integran, daban como idea, después de que el Dr. Nogier obtuvo el doctorado con la tesis de la detección de los puntos y las diferentes intensidades que se obtenían mientras actuaba el tratamiento acupuntural o eléctrico sobre dichos puntos.

En el mundo  eléctrico siempre hay un contrapeso en el mundo magnético, lo uno desarrolla lo otro y viceversa.

Además, la practica acupuntural ha permitido valorar el comportamiento de la izquierda corporal con el mismo punto de la derecha corporal, lo cual en muchos casos la deducción es que uno de los puntos tenían un comportamiento diferente.

Después de observaciones pude contrastar que no había un solo vórtice de un giro determinado, sino dos vórtices paralelos y concentraros.

Estos vórtices a menudo tenían el mismo giro y a veces por el comportamiento posterior en el transcurso del tratamiento, tenían giros contrarios, dentro del mismo punto.

Esta observación nos lleva a determinar que la estructura alrededor del punto de acupuntura tiene varios círculos concentraros de energía, permitiendo definir como un circulo interno próximo al punto acupuntural, pero rodeándolo y otro mas externo.

Esto generaría en punto acupuntural tres tipos de actividad: Una central, que genera un punto neutro, como una carga vacía, y neutralizada por el cuerpo doble energético, las otras dos.

De las cualidades del giro con relación a un eje central, eléctrico y magnético, determinado por las cualidades nerviosas de la columna vertebral, en función de estas cargas, los múltiples vórtices dobles tienen que rendir equilibrio vorticial con el giro adecuado y en resonancia con la actividad nerviosa.

Hay que hacer notar que para que las estructuras sean resonantes en su integridad se tiene que incorporar en la columna un seguido flujo vorticial. Que vendría dado por los pares de puntos de la espalda en el denominado meridiano de vejiga.

Con este razonamiento, y para que los diferentes metámeros vertebrales se encuentren en equilibrio deberían darse uno de bajada y externo y otro de subida e interno.

Es decir, un doble toroide para vertebral, con sus tiempos de giro, tanto el interno como el externo, fijos a los largo de la columna con la única variación, sin anularse mutuamente, de los flujos, que podrían traducirse en tiempos.
        
Tiempos en el curso del giro y resonancia entre los dos núcleos de los giros.
        
Los desajustes entre los giros sean en fuerza – movimiento – tiempo y su encuentro en el medio de la columna donde se produce un salto vertebral de los puntos 18 y 19 es en este punto o lugar donde la energía del de subida interna y bajada externo se equilibran y no dan punto de acupuntura activo. Dejando a ambas alturas tanto de subida como de bajada la máxima fuerza en los puntos iu de vejiga en espalda que corresponden al páncreas metamórfico y al estómago.

Estos puntos deberán ser recargados con la alimentación para no perder la capacidad – fuerza del resto de los puntos como si se tratara de Castellets que tiene en Anxaneta arriba y otro que escaria en la zona inferior.

El equilibrio obtenido es de suma importancia para que en ese punto se sitúe el centro gravitatorio de la persona, lo que facilitará  el equilibrio neuro muscular y permitiendo a la capacidad giroscópico de los oídos mantener, por otro lado,  el equilibrio ostentativo y espacial .
Cuándo todas estas circunstancias se dan y las leyes de la energía asociadas a ritmo: Obligatoriamente se tienen que dar gradientes en los flujos de energía.

Toda variación en los flujos y gradientes determinan cambios en el tiempo y alteraciones magnetizas o incluso gravitatorias.

Esta coordinación de gravedad - tiempo y eléctrico – magnético determinan el devenir de los diferentes equilibrios consensuados por las leyes de la armonía.

Cualquier alteración de estas características propician al observador sea terapeuta o célula viva, la adaptación a un tipo de cambios que pueden ser:
        
        EN BASE A TIEMPO
        EN BASE GRAVITATORIO
        EN BASE MAGNÉTICO
        U ELÉCTRICO.

Estos cambios y modificaciones se verán compensados en nuestro centro de poder, el estómago y páncreas, con sus cambios respectivos.

Desde la MTCH, sabemos que el estómago es el centro repartidos de la energía a los cuatro miembros.

Y nuestro sentido común, también nos lo dice.

 

Claudio González